Huesca Caravan Friendly

Pueblos de cuento, rincones mágicos entre montañas, cascadas, castillos y senderos que parecen llevarnos a otro mundo… La provincia de Huesca es un terreno perfecto para explorar en autocaravana y sorprenderse a cada paso. Y además, los autocaravanistas son bienvenidos con los brazos abiertos. Entre otras razones, porque los amantes de la naturaleza y el aire libre encajan a la perfección en este espacio plagado de maravillas casi secretas. Hoy os proponemos cinco lugares que no podéis perderos si viajáis a este paraíso verde.  ¡Huesca Caravan Friendly!

Sabiñánigo

Muchos de los que buscan descubrir los Pirineos eligen Sabiñánigo como puerta de entrada. Y es que esta localidad se encuentra estratégicamente situada en un punto que nos da acceso a decenas de posibilidades interesantes: la ruta de las iglesias del Serrablo, el valle de Tena, la mágica estación de Canfranc, el espectacular castillo de Larrés… 

Pero además, si nos animamos a descubrir los museos de la zona, encontraremos algunas joyas muy originales, como el Centro de Interpretación de los Glaciares, el Museo de Dibujo Julio Gavín o el de Ángel Orensanz, que desde una casa típica del pirineo muestra cómo era la vida aquí en un pasado no tan lejano. 

Para dormir, tenemos un buen espacio en el que descansar muy cerca del casco urbano en el área de autocaravanas de Sabiñánigo.

Jaca

Una imprescindible en todo viaje a la provincia oscense es Jaca, la capital de la histórica comarca de la Jacetania que muestra su señorial pasado en su fortaleza del siglo XVI, la catedral de San Pedro o la ruta de edificios modernistas. Y además, es el lugar perfecto para quienes quieran descubrir los placeres gastronómicos de la zona, que son muchos. En sus alrededores, un sinfín de opciones de senderismo, rutas en bici, escalada… Todo un regalo para intrépidos. A la hora de dormir, en la misma ciudad encontraremos un área para autocaravanas.

Monzón

Su castillo templario lleva diez siglos vigilando desde la colina a quienes se acercan a las puertas de este lugar rodeado de itinerarios senderistas que merecen mucho la pena. Era allí donde se reunían las Cortes de los tres reinos de la Corona de Aragón, y hoy Monzón es un verdadero paraíso que atraviesan los ríos Sosa y Cinca, que suman opciones deportivas a quienes busquen descargar adrenalina. Cuando llegue la hora de volver a subir a la autocaravana para descansar, podemos hacerlo en el área para autocaravanas de la localidad.

La Cartuja de Monegros

Si lo que se busca es relax y tranquilidad absoluta, esta localidad de unos 350 habitantes es una buena opción. Rodeado de pinares, La Cartuja de Monegros es un lugar privilegiado para desconectar de todo y disfrutar de la naturaleza con todas las letras. Incluso del agua, porque allí mismo encontraremos el pantano de San Juan. Podemos dejar la autocaravana en el área para autocaravanas que hay en el propio pueblo.

Torla-Ordesa

Ya lindando con Francia, en un entorno completamente espectacular, nos aguarda una de las puertas de acceso al valle de Ordesa, que pertenece al Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Torla-Ordesa, seguramente el imprescindible más destacado de esta lista. La cascada de Cola de Caballo o las Gradas de Soaso son solo dos de los reclamos de una larga serie de rincones sorprendentes que siempre dejan ganas de volver. Y además, podemos disfrutar de todos ellos dejando nuestra autocaravana a un paso, en el área refugio de Bujaruelo.

 

¿Quieres más rutas como esta? Las encontrarás todas en nuestro blog. Además, síguenos en Instagram para conocer todas las novedades.  

Comparte este artículo:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

OTRAS NOTICIAS INTERESANTES

ERWIN HYMER GROUP

Una autocaravana es mucho más que un vehículo.
Redescubre el placer de perderte con la tuya con #ErwinHymerGroup